Saltar al contenido.

Pabellón Sonsbeek, segunda reconstrucción

El Pabellón temporal diseñado por Gerrit Thomas Rietveld en 1955 para la Tercera Exposición Internacional de Esculturas de Sonsbeek Park, en Arnhem, fue reconstruido por segunda vez, bajo la dirección del arquitecto Bertus Mulder, en base a los planos originales realizados en 1954.

Rietveld recibió el encargo tres años después de organizar una retrospectiva del grupo De Stijl, muestra que puso nuevamente en interés su obra. Esta revalorización de la arquitectura neoplástica resulto para Rietveld la obtención de varios trabajos importantes, como el pabellón Holandés para la Bienal de Venecia de 1953.

El Pabellón Sonsbeek fue construido en 1955 y desmontado ese mismo año tal como estaba previsto al finalizar la exposición. Diez años después, como tributo a Rietveld, fallecido en 1964, un grupo de arquitectos Holandeses reconstruye el pabellon en el jardín escultórico del museo Kröller-Müller en Otterlo, bajo el nombre de ‘Rietveld Pavillion’.

El nuevo pabellón fue inaugurado el 8 de mayo de 1965, con la presentación de una muestra de la escultora Británica Barbara Hepworth. El paso de los años y la ausencia de un mantenimiento programado, llevaron a la estructura a un nivel de deterioro tal que resultó en la demolición realizada en enero de 2010. Inmediatamente se inició la segunda reconstrucción, que solo preservó la estructura metálica, finalizada en octubre de ese mismo año.

El pabellón ocupa una parcela cuadrada de  12m de lado. Se compone por galerías y salas abiertas concertadas únicamente por elementos verticales y horizontales en carácter de líneas y planos. Estos planos nunca componen vértices, se extienden más allá del punto de intersección con otro elemento. La intersección de los planos define vacíos o planos transparentes, generando ritmos asimétricos, donde las galerías actúan como ejes de un sistema que conduce a la sala principal.

La depuración formal y la síntesis de elementos rescatan conceptos enunciados por el grupo De Stijl en los 17 puntos de la arquitectura neoplástica.  Sin embargo, en esta obra el uso de colores puros es sustituido por materiales con distintas texturas y tonalidades. La fluidez espacial que alcanza en esta obra resulta acorde a las necesidades expositivas. Rietveld resume estética plástica y técnica constructiva con una coherencia singular en esta obra realizada en plena madurez de su carrera.

©Marcelo Gardinetti, 2013

ENLACE ARTICULO COMPLETO azul 5

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: